El ministro de economía japonés no está solo (1): ya el año pasado, Cameron, de Gran Bretaña, sugirió que una política social eficiente es que los desocupados y pobres no tengan hijos (cuando gane Macri, como en Buenos Aires, haremos eso)

 

 

 

 

Primer ministo británico llama a los

desempleados a no tener hijos

 

 

 

Gran Bretaña destina unos US$ 292.000 millones anuales para el pago de subsidios de desempleo, vivienda, discapacidad física y manutención por hijo, entre otras ayudas sociales.

 

 

Ansa –

11/06/2011

 

http://www.latercera.com/noticia/negocios/2011/06/655-372404-9-primer-ministo-britanico-llama-a-los-desempleados-a-no-tener-hijos.shtml

 

 

 

En Gran Bretaña, al menos un millón y medio de niños crecen en la pobreza extrema. (Imagen de Save The Children)

En Gran Bretaña, al menos un millón y medio de niños crecen en la pobreza extrema. (Imagen de Save The Children)

 

 

 

El primer ministro británico, el conservador David Cameron, exhortó a las familias desempleadas  del país a dejar de tener hijos y no esperar que el Estado se  haga cargo de ellos a través de subsidios públicos, en  declaraciones que fueron duramente criticadas por el opositor. 

 

 

Cameron declaró a la cadena inglesa ITV que es “incorrecto”  que aquellas familias “que se resisten” a obtener un empleo “esperen que el erario británico financie sus estilos de vida  sin límites”.

 

 

Gran Bretaña destina 180.000 millones de libras esterlinas (unos US$292.000 millones) anuales para el pago de subsidios de desempleo, vivienda, discapacidad física y manutención por hijo, entre otras ayudas sociales.

 

 

El jefe del gobierno dijo además que busca cambiar los “valores” de la nación y revertir la “cultura de dependencia” que según Cameron “floreció” bajo los gobiernos laboristas.

 

 

“El mayor cambio que quiero hacer como primer ministro es modificar los valores de la gente, y recompensar a aquellos que trabajan duro y hacen lo correcto, pero aquellos que no, tenemos  que penarlos”, afirmó. 

 

 

Cameron subrayó también que comparte la “frustración” de familias trabajadores, que según el premier, se quejan de que  otros tienen hijos sin poder mantenerlos, “los cuales terminan  siendo financiados por el contribuyente británico”.

 

 

Según cifras oficiales, unos 100.000 británicos que perciben  subsidios tienen cuatro o más hijos, con unos 900 que tienen al  menos ocho.

 

 

En muchos casos, dichas personas subsidiadas obtienen una  vivienda social, como también pagas semanales por hijo y manutención.

 

 

En ese sentido, Cameron dijo que su gobierno buscará poner el  límite de 25.000 libras esterlinas (unos US$40.000) anuales  a los subsidios estatales. 

 

 

“Queremos ayudar más a la gente que trabaja duro y hace lo  correcto? Sí. Muchos me dicen: ‘Esperamos a casarnos hasta que  tuvimos los medios’, ‘Esperamos a tener hijos hasta poder  solventarlos’, ‘Esperamos a comprar nuestra casa hasta ahorrar dinero'”, declaró el mandatario.

 

 

“Por otro lado hay gente que no toma ninguna de estas  responsabilidades, vive gratis en una vivienda social y tiene  todos los hijos que quiere. Esto no está bien”, agregó.

 

 

  Durante la entrevista televisiva en Londres, el mandatario  advirtió además que el Reino Unido enfrenta una recuperación  económica “agitada”.

 

 

“Habrá meses buenos y malos”, subrayó, al ser preguntado  sobre el futuro de las finanzas británicas.

 

 

También defendió la polémica decisión oficial de destinar  miles de millones de dólares más en ayuda humanitaria  extranjera, cuando el país enfrenta los mayores recortes al  gasto público desde la Segunda Guerra Mundial (1939-1945).

 

 

Cameron dijo que es “moralmente correcto” ayudar a los  pobres del mundo, y agregó que esa postura “está en el interés  nacional de Gran Bretaña”.

 

 

El primer ministro hizo las declaraciones un día después que  el arzobispo de Canterbury y jefe de la Iglesia Anglicana en  Inglaterra, el doctor Rowan Williams, criticó duramente y en un  embate inusual para el prelado, las políticas de bienestar  social del gobierno de coalición.

 

 

Williams acusó al primer ministro y a su gabinete de gobernar  “con un plan que distingue entre pobres que merecen y no  merecen” ayuda.

 

 

El año pasado, el ministro de Cultura, el conservador Jeremy  Hunt, también generó polémica en el país al indicar que los  desempleados deben dejar de tener hijos “que no pueden  solventar”.

 

 

Por su parte y consultado por Ansa un portavoz oficial del  Partido Laborista acusó al gobierno conservador-liberal  democrático de carecer de políticas sociales y “dar clase” sobre  qué deben hacer las familias a la hora de tener hijos.

 

 

“Hoy el primer ministro da clase a la gente acerca de si  pueden o no tener hijos. El gobierno debería concentrarse en  crear fuentes de trabajo, en lugar de seguir recortando el  presupuesto público”, afirmó el vocero laborista.

 

 

“Cameron está creando un círculo vicioso en nuestra economía  que golpea duramente a las familias”, continuó.

 

 

Paul Blomfield, parlamentario laborista por la  circunscripción de Sheffield (centro de Inglaterra), afirmó por  su parte que muchas personas que viven en viviendas sociales  “trabajan duro y pagan sus impuestos”.

 

 

“Sugerir lo opuesto o que no ahorran o contribuyen a la  sociedad es equivocado, despreciable y totalmente fuera de  lugar”, concluyó.

 

 

(1) Refiero a las declaraciones hechas días pasados por el ministro de economía de Japón, quien como política social para los jubilados les sugirió que se murieran cuanto antes. (ver post anterior)

2 comentarios to “El ministro de economía japonés no está solo (1): ya el año pasado, Cameron, de Gran Bretaña, sugirió que una política social eficiente es que los desocupados y pobres no tengan hijos (cuando gane Macri, como en Buenos Aires, haremos eso)”

  1. Carlos Diaz Says:

    Viendo estas delicias del capitalismo moderno recordé otra ocurrida en USA antes de las elecciones, cuando en un programa de TV se discutía sobre los supuestos planes públicos de salud de Obama, el comunista, y eran entrevistados algunos candidatos, entre ellos un republicano, que quería dejar bien sentada su esencia yanqui y capitalista y cuando el conductor le preguntó si se opondría a que fuese atendido gratuitamente un pobre en riesgo de vida, el tipo vaciló, se demoró, se retorció como la lombriz en el anzuelo, pero al final vomitó algo así como “Sí, cada uno debe ser responsable de su suerte y de sus consecuencias”. Es decir que si debía morirse que se muriera, pero asistirlo gratis, nunca.
    En otro orden, pensé que los dos unicos partidos yanquis se llaman “Democrata” y “Republicano” y me preguntaba: ¿los demócratas no son republicanos, son antirepublicanos? ¿Los republicanos no son demócraticos, son antidemocráticos? Y pensar que algunos (casi todos los yanquis) no creen ni dudan que son lo mismo.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: