EL AUTOR DE LA ÚNICA GRAN POÉTICA QUE HA DADO EL CINE ARGENTINO: LEONARDO FAVIO (Luján de Cuyo,Mendoza, 28 de mayo de 1938-Buenos Aires Ciudad, 5 de mayo de 2012)

 

 

 

EL ÚNICO GRAN POETA DEL CINE ARGENTINO 

 

 

Por

Amílcar Moretti

 

(fragmento de la nota que hoy martes 7 de noviembre publica el diario El DIA, Argentina, ciudad de La Plata, con motivo del fallecimiento de realizador de cine argentino Leonardo Favio. http://www.eldia.com.ar)

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

         “Favio fue el mejor porque al trabajar la metáfora o el lenguaje metafórico y connotativo en la pantalla captó y elaboró poéticamente la mitología del peronismo de catacumba, del peronismo primitivo, ese que se funde con lo cristiano no institucional, y que poco y nada tiene que ver con el marxismo, la ex izquierda europea o el socialismo a la soviética. Favio es –fue- único en su superioridad estética. Hubo muchos más peronistas que él. Hubo otros talentos adversos furiosos del peronismo. Pero Favio era el mejor. Lo que quiero decir es que esa mística que no sé bien en qué consiste –es probable que contenga elementos “irracionales”, pulsionales- es la que está en el cine popular de Leonardo Favio, y digo popular aunque muchas sus películas hayan sido fracasos de público.”

 

  

 

               “Favio, el gran talento sin academia que ingresó al cine porque quería “cogerse minas”, el que entró como ahijado analfabeto de Torre Nilsson, el que confesó que podría haber sido tragasables en una feria o ladrón de autos “con tal de no trabajar”, el que fue llamado como actor “el Marlon Brando argentino”, el que vivía realmente enamorado de todas las muchachas bellas, el que decía que el varón es polígamo y la mujer monógama por el tema de los hijos y padre garante, el que decía que podía vivir con cuatro o cinco mujeres y amarlas a todas “sin engañarlas, porque entonces no es amor”, el que tuvo una abuelita comunista, el que fue un poeta tal vez único en el mundo (le gustaba mucho Bresson) y, como tantos únicos de la Argentina los argentinos no lo sepan, ese, ese humano Leonardo Favio se murió ayer al mediodía. Como diría él: ¡Carajo, viene pegando cerca!”   

“Obertura a Juan Moreira”. Música de Pocho Leyes y Luis María Serra. (1973)

 

     

         Y por si se necesitara confirmación, mírese bien el plano general anteúltimo ubicado en este trailer antes de la final Pasión de Juan Moreira, esa caminata ensangrentado, muy mal herido, como redención por el dolor y la soledad, que toma el modelo de Cristo. En ese plano anteúltimo se ve el horizonte, de un lado el rancho o caserío y del otro los jinetes que marchan hacia la lejanía. Idéntico, un cuarto de siglo antes, al plano final de “Los imperdonables”, la obra maestra de Clint Eastwood, cuando se ve la casita del protagonista, William Munny (otro Juan Moreira), junto a la línea del horizonte, un momento antes y después del exilio final. En cuanto al tema de la Pasión, la de Leonardo Favio es una irrepetible, peculiar, intensa y sentida poética que concilia la sangre vertida por el Pueblo con la emanada del cuerpo Jesús en su via crucis. Basta recordar, otra vez, el largo plano de “Gatica, el Mono” en que se ve al popular boxeador con su cara magullada y bañada en sangre con los brazos en alto mientras las banderas argentinas flamean en el fondo, con música sacra que sobrecoge (no en el clip de Youtube consignado más abajo). Favio, peronista primitivo -primitivo no en su sentido de rudimentario, elemental o tosco sino en el esencial de “primero en su línea, que no tiene ni toma origen de otra cosa”- , a la manera del cristianismo de las catacumbas, la fe de los desheredados y perseguidos como combinación pasionaria espontánea entre creencia pulsional y confianza contra todo. El de Favio es un peronismo cristiano igualitarista, popular y tan profundo como elemental, lejos del racional marxismo y las ideologías como indicadoras de pensamiento estructurado proveniente de Europa. Por eso, la poética del cine de Favio es única, peculiar y sin parangón en el mundo entero. El cuerpo de su cine, aún cuando puedan señalarse esporádicas incidencias sobre el mismo (por ejemplo, algo de Fellini en “Nazareno Cruz y el lobo”), es definitivo en cuanto a su peculiaridad difícil de repetir.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

QUIERO VERTE UNA VEZ MÁS. Canta Jorge Falcón

 

 

 

 

 

 

(Subido a Youtube  por elreylloro el 18/01/2009″. Dice:

“Quiero verte una vez más”. Es uno de los tangos que más me gusta, por eso lo puse. Para los amantes del cine, esta versión de Jorge Falcon, es la que se escucha en la película “Gatica, el mono” de Leonardo Favio. Cuando Jose, se sube al escenario y la orquesta interpreta “Quiero verte una vez más”; mientras él se orina en los pantalones.”)

2 comentarios to “EL AUTOR DE LA ÚNICA GRAN POÉTICA QUE HA DADO EL CINE ARGENTINO: LEONARDO FAVIO (Luján de Cuyo,Mendoza, 28 de mayo de 1938-Buenos Aires Ciudad, 5 de mayo de 2012)”

  1. Leonardo Niño Solo Nazareno Aniceto Francisca Dependiente Gatica Argento Peronista Sinfónico Favio

    Me gusta

  2. Leonardo Niño Solo Nazareno Aniceto Francisca Depnediente Gattica ArgentoPeronista Sifónico Favio

    Me gusta

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: