yo no puse dólares -es más, casi nunca tuve dólares- y quiero dólares, muchos dólares… porque esto es una dictadura. sólo es libre el que tiene dólares. sólo es libre alguien con una valija de dólares.

 

 

 

 

Señores paquetes que protestaron anoche porque quieren más dólares para comida para sus perros.  

 

 

 

 

           “YO QUIERO SER COMO ANTONINI WILSON, QUE SE PASEA CON SUS VALIJAS LLENAS DE DÓLARES DE UN LADO PARA OTRO. SÓLO UNA DICTADURA PUEDE PROHIBIRME ESO. HABLARÉ CON MIS AMIGOS DE MIAMI, LA COMUNIDAD CUBANA EXILIADA DE ALLÍ Y VERÉ CÓMO HACEN ELLOS, CON AYUDA DEL FBI, CÓMO ES QUE PASAN MERCA Y DÓLARES SIN PAGAR IMPUESTOS NI DECIR DE DÓNDE SACAN ESAS POBREZAS DE CUALQUIER CIUDADANO HONESTO”, comentaron que anoche decía un señor de bien en un bar junto a unas señoras con cacerolas. 

 

 

 

Señor con habano junto a su señora con jarro cacerolero, anoche. El caballero seguramente manifestaba su indignación por las limitaciones para comprar dólares que le permitan adquirir sus cigarros. Sólo una dictadura no permite tener dólares no declarados y de origen desconocido para poder comprar puros cubanos (¡y por favor, alguien que nos libre de este comunismo nazi! ¡Franco sí sabía hacer las cosas! Por eso la Academia de Historia Española ha confirmado que Franco nunca fue dictador.) 

 

 

 

 

              Este verso de los que hoy dicen que se sienten como esclavos de una dictadura, en medio de su comodidad e inconciencia, la he visto por lo menos unas quince o veinte veces en mi vida. En todos los gobiernos. Cada vez que se puso una regulación o control sobre el manejo de divisas o monedas extranjeras, sobre sus orígenes y sobre le entrada y salida de capitales financieros del país, hubo un grupo que atiza a los otros, los pelagatos o vivaracholes que juntaron un poco más y la curran sacando dólares de algún modo y se compran las residencias en Punta del Este. Las financieras de Punta del Este están repletas, decenas de millones, de argentinos que sacaron la plata no se sabe cómo y que la obtuvieron tampoco se sabe cómo. Lo cierto es que este asunto es tan pero tan viejo, tan antiguo (no el del gobierno que controla sino el curro de los que quieren manejar fajos de dólares sin rendir cuentas) que recuerdo que sirvió para una especie de chiste del mismo Perón, en el gobierno, en el balcón de la Rosada.

         ¡Ojo! Hablo del segundo gobierno de Perón, años antes de 1955, cuando los que querían dólares lo derrocaron. Debería ser 1953, más o menos. Perón manejaba una economía fuertemente controlada para que este tema de los dólares no lo usaran los particulares para cualquier cosa. Los medios metían la púa. ¡Que los dólares! ¡Que los dólares! ¡Que los dólares y la puta que lo parió! Y Perón, lo transmitieron todas las radios, y yo aunque era chiquito lo siento como si fuese hoy, repito, Perón, con su tradicional picardía le preguntó a la masa en la Plaza de Mayo: “Hablan de los dólares, de los dólares, pero díganme una cosa: ¿cuándo vieron ustedes un dólar en su vida?”  El pueblo rugió. Tenía razón Perón y tenía razón la Leonera, el pueblo negrudo y rudo: los miles de la Plaza tenían trabajo y cobraban en pesos, en guita nacional, y cobraban bien. Y nunca en su puta vida habían visto un dólar. Y todos saltaban de contentos, sin dólares pero con trabajo y pesos. (AMÍLCAR MORETTI)

 

 

 

Camarada de ruta de los caceroleros del dólar

 

 

(¡Y a no tomárselo en joda por mucho tiempo, que las primeras que salieron a golpear las cacerolas contra un gobierno fueron las señoras y damas chilenas para destituir al presidente Allende, de Chile, después asesinado y con tres mil desaparecidos y unos 50 mil prisioneros políticos!)

 

Amílcar Moretti. Viernes 1 de junio 2012. Argentina.

3 comentarios to “yo no puse dólares -es más, casi nunca tuve dólares- y quiero dólares, muchos dólares… porque esto es una dictadura. sólo es libre el que tiene dólares. sólo es libre alguien con una valija de dólares.”

  1. Néstor O. Fernàndez Says:

    Hay que confiar en un gobierno que en su marcha hacia el progreso y hacia una mayor justicia social, ha adoptado buenas medidas en diversos aspectos. Una economìa al servicio de la mayorìa del pueblo empresario y trabajador será màs posiiva que la que hemos padecido durante dècadas. La que ha estado, siempre y sin intermitencias, para favorecer a las clases altas y vinculadas a las oligarquias y corporaciones.

    Me gusta

  2. Carlos Diaz Says:

    Hace unos días leí que en Uruguay había temor y alarma por las medidas del gobierno argentino para regular el uso de dólares. Viajé a Uruguay el año pasado por diez días con un familiar, llevé pesos argentinos, los cambié por uruguayos y no necesité en ningún momento ni un solo dólar. Para nada. PARA NADA.
    Entonces me pregunto: ¿Quiénes y por qué sentirán temor en el vecino país ante la posibilidad de no recibir dólares de Argentina?

    Me gusta

    • Sencillo: los que tienen dólares en la estructura bancaria, financiera y de mesas de dinero y negocios inmobiliarios del vecino y hermano país, convertido en una especie de “paraíso” de la guita negra y fugada.

      Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: